miércoles, 21 de noviembre de 2012

María Vázquez-Andrea Rincón/La Conexión en Ananda/Paulina Rubio/Musical

ACCIÓN CORRECTA/RECTITUD
Está gritando, ya se que no se entera, el corazón escucha tu cabeza, pero a donde vas, me estás escuchando, que hay de tu orgullo que habíamos quedado.
La noche empieza y con ella mi camino, te busco a solas con mi mejor vestido, pero dónde estás, que es lo que ha pasado, que es lo que queda después de tantos años.
Mirá a sus ojos que un día me miraron, busco tu boca, tus manos, tus abrazos, pero tu no sientes nada y te disfrazas de cordialidad.
Ni una sola palabra, ni gestos ni miradas apasionadas, ni rastro de los besos que antes me dabas hasta el amanecer.
Ni una de las sonrisas por las que cada noche y todos los días sollozan estos ojos en los que ahora ves.
Como un juguete que choca contra un muro, salgo a encontrarte y me pierdo en cuanto busco una oportunidad, un milagro, un hechizo volverme guapa y tu guapo conmigo.
Frente a los ojos que un día me miraron, pongo mi espalda y algunos cuantos pasos, y me apunto otra derrota, mientras mi boca dice: "nunca más".
Ni una sola palabra, ni gestos ni miradas apasionadas, ni rastro de los besos que antes me dabas hasta el amanecer.
Ni una de las sonrisas por las que cada noche y todos los días sollozan estos ojos en los que ahora ves.
No puede ser, no soy yo, me pesa tanto el corazón por no ser de hielo cuando el cielo pide paciencia.
Ni una sola palabra 
ni gestos ni miradas apasionadas 
ni rastro de los besos que antes me dabas 
hasta el amanecer. 
Ni una de las sonrisas 
por las que cada noche y todos los días 
sollozan estos ojos 
en los que ahora te ves. 

PAULINA RUBIO
NI UNA SOLA PALABRA
MUSICAL


No hay comentarios:

Publicar un comentario