martes, 11 de enero de 2011

Copa América: La Historia (Quinta Parte)


FUTURO

Tras la Copa América 2007, realizada en Venezuela, se acabó el ciclo de rotación establecido por la Conmebol en 1986. Chile, los Estados Unidos y México manifestaron interés en organizar el torneo siguiente,[4] pero el Comité Ejecutivo de la Conmebol decidió continuar con el otorgamiento de la prioridad de la organización de cada Copa a través de la repetición del ciclo de sedes iniciado en 1987, lo cual significa que cada asociación debe confirmar si decide organizar la Copa que le corresponde, no teniendo la obligación de hacerlo.[5] Con este sistema, la sede de la Copa América 2011 sería en la Argentina que antes de esta decisión había mostrado interés por organizarla,[6] lo cual fue confirmado el 24 de noviembre de 2008 por representantes de la Asociación del Fútbol Argentino y la Conmebol.[7] [8]
La Copa América 2015, siguiendo el orden de rotación, correspondería realizarse en Brasil. Sin embargo, la realización de la Copa Confederaciones 2013, la Copa Mundial de Fútbol de 2014 y de los Juegos Olímpicos de 2016 en dicho país hizo reconsiderar la decisión en un comienzo. Aunque el Presidente de la Conmebol Nicolás Leoz propuso la realización del torneo continental en México (pese a ser de otra confederación),[9] los gobernantes de Brasil y Chile discutieron la posibilidad de intercambiar la realización de los torneos de 2015 y 2019, año en que a este último país le correspondería originalmente la organización. El entendimiento se vería refrendado posteriormente por la aceptación de la Confederación Brasileña de Fútbol de realizar la Copa América 2019 en reemplazo de la de 2015, ante lo cual la federación chilena tomaría su lugar, lo cual debería ser refrendado finalmente por los otros países miembros de la Conmebol. Sin embargo, en noviembre de 2010, la CFB retrocedería en su postura y refirmaría la realización del torneo de 2015 en su país.

No hay comentarios:

Publicar un comentario