martes, 14 de diciembre de 2010

Pele: O´ Rey Do Futebol (La Leyenda) - Tres


Alegrías y tristezas (1958-1962)
Como no podía ser de otra forma, la victoria en el mundial fue su trampolín hacia la fama. Por esto y porque su rival en el Santos Emmanuele del Vecchio partía al AC Milan, Pelé se consolidaba en la titular del Santos. 1958 fue una temporada sensacional para El Rey en estadísticas. En 38 partidos jugados anotó 58 goles, lo que ayudó a que el Santos ganara el Torneo Paulista (edición 1958). En 1959 perdieron este torneo a manos del Palmeiras, aunque ganaron el Torneo Río-São Paulo (edición 1959), para posteriormente ganar tres veces seguidas el Torneo Paulista (ediciones 1960, 1961 y 1962 siendo además máximo goleador en estos campeonatos). Este Santos de Pelé comenzaba a cimentar su fama junto con Pelé con jugadores como Pepe, Pagao, Coutinho, Dorsal, Zito, Mauro y Gilmar, entre otros.
Al cumplir los 18 años, Pelé debió prestar su servicio militar, para lo cual participó de recluta en el 6 GAC (Sexto Grupo de Artillería Motorizada de Santos). Durante esta época Pelé jugó para el equipo de su cuartel, y también para el del Ejército de Brasil. Para su cuartel ganó dos torneos: el de los cuarteles de Santos, y el de los cuarteles de Sao Paulo. Para el Ejército, participó en el Campeonato Militar Sudamericano de 1959 en la final ante el Ejército Argentino. En este partido recibió la primera expulsión de su carrera al agredir a un contrincante.
Debido a esto, 1959 fue un año agitado futbolísticamente para Pelé. Disputó 103 partidos para 5 equipos diferentes: Santos, Brasil el equipo del cuartel, el equipo del ejército y un equipo de figuras de Sao Paulo. Jugó 9 veces 2 encuentros en menos de 24 horas y en una oportunidad jugó 3 partidos en menos de 48 horas. Esto traería problemas para Pelé más adelante. Con el Santos se fue de gira en 1959 disputando 22 partidos en casi 14 países en menos de 6 semanas con un saldo de 13 victorias, 5 empates y 4 derrotas.
Para 1961, sufrió una lesión seria en una gira realizada en México en un partido disputado ante el Necaxa. Sufrió un golpe de un defensa en el rostro y en el hombro. Sintió problemas en la vista y cuando intentó levantarse volvió a caer desmayado. Después de ocho radiografías se determinó que no tenía nada roto ni dañado, pero debió guardar reposo, debido al exceso de partidos disputados. Tuvo todavía problemas por lo cual canceló momentáneamente su presencia en una gira por Suiza. Sin embargo llegó a Basilea y en un partido sensacional que ganó el Santos por 8-2, Pelé firmó 5 tantos y Coutinho 3. Fue llevado en andas por el público que veía que su lesión ya estaba superada. En septiembre de 1961, en tres semanas anotó 23 goles en 6 partidos con un promedio de 3.8 por partido en este período.
Corría 1962 y Pele jugó su segunda Copa del Mundo con 21 años en Chile. Brasil llegaba como poseedor y favorito para retener la Copa del Mundo. Con dos nuevos jugadores: Mauro y Zozimo y Aymore Moreira como nuevo director técnico, Brasil llegaba a Chile. Sin embargo por el exceso de partidos jugados, a Pelé se le diagnosticó un esguince inguinal, lo cual hizo que sintiera punzadas en el músculo aductor. Brasil enfrentó el Grupo 3 en Viña del Mar ante España, Checoslovaquia y México.
Para empezar estaría México. La gran actuación de Antonio Carbajal y la bravura del conjunto manito impido que Brasil se pusiera delante en la primera parte. Para la segunda parte y variando su clásico 4-2-4 por un novedoso para la época 4-3-3, Brasil ganó 2-0 con goles de Zagallo y Pelé en gran jugada individual. En el segundo partido ante Checoslovaquia, su ingle no daba más y hacia que Pelé cayera fulminado del dolor. Como no había sustituciones para la época, debió permanecer en el partido cojo y desprotegido y, pese a que los checos jugaron limpio a Pelé para evitarle un agravamiento de su lesión, el Rey no jugó ni un partido más en ese mundial. El siguiente partido de Brasil fue ante España con victoria de la selección canarinha por 2-1. En los cuartos de final enfrentaron a Inglaterra. Con un Garrincha en su mejor momento, ganó Brasil por 3-1. Antes del partido contra Chile se dijo que Pelé probablemente en caso de que Brasil venciera a Chile en semifinales, podría disputar la final. Brasil ganó, pero cuando Pelé ingresó al entrenamiento con sus compañeros, de nuevo comenzó a sufrir dolores en la ingle y no pudo disputar la final ante Checoslovaquia. El partido terminó 3-1 con victoria brasileña, si bien Pelé no disputó mucho de este mundial, entre Garrincha y Amarildo hicieron que no se extrañara demasiado al Rey.
Recuperado de su lesión, disputó la Copa Libertadores con el Santos. Pese a perderse las fases anteriores, alcanzó a estar recuperado para disputar el último partido de la final ante el Peñarol de Montevideo, en donde militaba Alberto Spencer. Como en ambos partidos empataron a cero, se jugó el partido de desempate en campo neutral, en este caso Buenos Aires. Ganó el Santos por 3-0 y Pelé anotó dos goles, convirtiendo al Santos en el primer equipo brasileño en ganar la Copa Libertadores. Esto les daba el derecho de enfrentarse por la Copa Intercontinental ante los portugueses del Benfica de Eusebio, Mário Coluna, José Aguas y Simoes entre otros. El primer partido se disputó en el Estadio Maracana, ya que el Santos quería contar con una cancha más grande para albergar más público y poder hacer que el juego fluyera más. Pelé anotó dos goles y Coutinho otro para una victoria reñida por 3-2. En la vuelta en Lisboa, Pele se consagró como el mejor futbolista del momento dando un recital de fútbol junto con su equipo logrando vencer al Benfica por 5-2 con 4 goles del Rey. Así, pese al fracaso de Chile, Pelé volvía a ser el de siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario