jueves, 18 de noviembre de 2010

Messi: La noche de la consagración


ID 642 * 1477

Batista se empeñó en empatarlo sacando del campo a dos hombres claves para conseguir un triunfo como los son Higuaín y Pastore, y Messi se reveló queriendo ganar el partido. Y justo contra Brasil y en tiempo de descuento. Un gol a lo Messi para una victoria soñada en un partido que se iba sin pena ni gloria. Con el tanto el hombre del Barcelona hizo trascender el encuentro que quedará en la historia como la noche de la vuelta al triunfo de la Selección sobre Brasil después de varios años.
Messi tuvo una actuación destacada sobre todo por el tiro del final. Un epílogo impensado por como venía el partido. A Lionel solo le falta lograr una copa del mundo para estar a la altura de Diego Maradona.
Messi no para en esto de anotar goles. En una semana hizo cuatro en tres partidos. Uno al Murcia por la Copa del Rey, dos al Villarreal (en ambos partidos jugando para el Barcelona), y uno a Brasil (vistiendo la camiseta nacional).
Messi había tenido una actuación regular en el primer tiempo del amistoso-internacional en Qatar. Sin embargo estuvo cerca de anotarse en el tanteador con un disparo desde afuera del área que pegó en el palo izquierdo del arquero brasileño. Hubiera sido un golazo por la definición y por la jugada previa en conjunto del equipo, en lo que fué lo mejor de la Argentina en ese primer período.
Nada hacía suponer que el partido tendría un final como el que Messi determinó, en una corrida memorable entre varios brasileños. La pelota entró en un rincón junto al palo izquierdo.
Fué la noche en que Messi con su se entró a meter de a poco en el corazón de todos los argentinos.




No hay comentarios:

Publicar un comentario